Archive for octubre, 2012

Reconocimientos

Hacer tu trabajo, hacer lo que sabes, hacer lo que te gusta, hacer lo que te hace diferente, o simplemente ser como eres, tus virtudes son reconocidas por los demás, por que representa algo muy bueno en la sociedad.

Pero que pasa con los que no nos gusta?, es malo?, tengo que aceptarlos?.

Nunca me ha gustado que digan mi nombre en publico reconociendo algo que hice, puesto que si lo he hecho ha sido por un paso mas en mi vida y no creo que sea algo relevante, si hice algo por los demás, entonces no me gusta que sea dicho a todo el resto del mundo que hice algo que en realidad puede no importarles, y que siguiendo leyes naturales, es mejor que no les interese, cada quien tiene en su vida una cosa por la cual preocuparse.

Por otro lado, un reconocimiento dura un instante pequeño en tu vida, mientras que tienes que seguir enfrentando todos los otros aspectos en tu vida, responder ante los compromisos, o seguir cumpliendo con lo que te gusta o con las personas que te gusta compartir, y tu vida sigue normalmente. Un error en cambio, es sostenido en la memoria para muchísimo mas tiempo en la mente de los demás y eso al final es un problema por que no quieres que eso se quede grabado en las personas que quieres y de las que esperas te perdonen, pero ya los reconocimientos buenos, no tienen lugar.

Yo no espero ser reconocido por hacer lo que me gusta, solo espero mostrar mi visión al mundo, inculcar en mis alumnos o en la organización de la que este al frente que las buenas prácticas, el nunca rendirse, el hacer todo con creatividad y con toda la fuerza traerá buenos resultados, solo quiero sentirme diferente y que dentro de mi pueda decir que cambié realidades, que modifique cosas que no eran justas en las sociedades o en las organizaciones (es idealismo, lo sé, pero esos sueños son los que me han permitido llegar lejos, me han permitido hacer cosas que sobrepasaron por mucho esas ideas).

Pero también mi análisis personal ha apuntado a otro lugar: a que un reconocimiento para mi, valdría la pena en el momento que tenga alguien con quien compartirlo, para hacer sentir orgulloso esa persona en especial, pero una persona que valga la pena.  De eso se trataría al final, de construir una vida haciendo feliz a la otra persona, no?… que tus victorias no sean por ser el mejor, sino por que esa persona se sienta feliz y bien. Esa sería mi visión…

Seré feliz haciendo lo que me gusta, seré diferente, tendré muchas victorias, no necesito ser reconocido, solo quiero poder compartir eso.

Los grandes cambios se obtienen a partir de pequeñas acciones, siempre lo he creído, y lo he comprobado. Llegaré a ser el mismo inquieto que cree en los cambios, estoy seguro.

Imagen

Anuncios

octubre 28, 2012 at 2:54 am Deja un comentario

IF – Rudyard Kipling

Si

Si puedes mantener la cabeza cuando todo a tu alrededor
pierde la suya y te culpan por ello;
Si puedes confiar en ti mismo cuando todos dudan de ti,
pero admites también sus dudas;
Si puedes esperar sin cansarte en la espera,
o, siendo engañado, no pagar con mentiras,
o, siendo odiado, no dar lugar al odio,
y sin embargo no parecer demasiado bueno, ni hablar demasiado sabiamente;

Si puedes soñar-y no hacer de los sueños tu maestro;
Si puedes pensar-y no hacer de los pensamientos tu objetivo;
Si puedes encontrarte con el triunfo y el desastre
y tratar a esos dos impostores exactamente igual,
Si puedes soportar oír la verdad que has dicho
retorcida por malvados para hacer una trampa para tontos,
O ver rotas las cosas que has puesto en tu vida
y agacharte y reconstruirlas con herramientas desgastadas;

Si puedes hacer un montón con todas tus ganancias
y arriesgarlo a un golpe de azar,
y perder, y empezar de nuevo desde el principio
y no decir nunca una palabra acerca de tu pérdida;
Si puedes forzar tu corazón y nervios y tendones
para jugar tu turno mucho tiempo después de que se hayan gastado
y así mantenerte cuando no queda nada dentro de ti
excepto la Voluntad que les dice: “¡Resistid!”

Si puedes hablar con multitudes y mantener tu virtud
o pasear con reyes y no perder el sentido común;
Si ni los enemigos ni los queridos amigos pueden herirte;
Si todos cuentan contigo, pero ninguno demasiado;
Si puedes llenar el minuto inolvidable
con un recorrido de sesenta valiosos segundos.
Tuya es la Tierra y todo lo que contiene,
y —lo que es más— ¡serás un Hombre, hijo mío!

octubre 25, 2012 at 3:14 am Deja un comentario

Hagamos un trato – Mario Benedetti

Compañera
usted sabe
puede contar
conmigo
no hasta dos
o hasta diez
sino contar
conmigo

si alguna vez
advierte
que la miro a los ojos
y una veta de amor
reconoce en los míos
no alerte sus fusiles
ni piense qué delirio
a pesar de la veta
o tal vez porque existe
usted puede contar
conmigo

si otras veces
me encuentra
huraño sin motivo
no piense qué flojera
igual puede contar
conmigo

pero hagamos un trato
yo quisiera contar
con usted

es tan lindo
saber que usted existe
uno se siente vivo
y cuando digo esto
quiero decir contar
aunque sea hasta dos
aunque sea hasta cinco
no ya para que acuda
presurosa en mi auxilio
sino para saber
a ciencia cierta
que usted sabe que puede
contar conmigo.

octubre 23, 2012 at 8:02 pm Deja un comentario

Fragmento “La tregua” – Mario Benedetti

“Sacó un espejito de la cartera, se miró, se divirtió un rato con lo ridícula que se veía. Me gustó que su buen humor le alcanzara para burlarse de sí misma. Entonces dije: “¿Sabe que usted es culpable de una de las crisis más importantes de mi vida?”. Preguntó:

“¿Económicas?”, y todavía reía. Contesté: “No, sentimental” y se puso seria. “Caramba”, dijo, y esperó que yo continuara. Y continué: “Mire, Avellaneda, es muy posible que lo que le voy a decir le parezca una locura. Si es así, me lo dice nomás. Pero no quiero andar con rodeos: creo que estoy enamorado de usted”. Esperé unos instantes. Ni una palabra. Miraba fijamente la cartera. Creo que se ruborizó un poco. No traté de identificar si el rubor era radiante o vergonzoso. Entonces seguí: “A mi edad y a su edad, lo más lógico hubiera sido que me callase la boca; pero creo que, de todos modos, era un homenaje que le debía. Yo no voy a exigir nada. Si usted, ahora o mañana o cuando sea, me dice basta, no se habla más del asunto y tan amigos. No tenga miedo por su trabajo en la oficina, por la tranquilidad en su trabajo; sé comportarme, no se preocupe”. Otra vez esperé. Estaba allí, indefensa, es decir, defendida por mí contra mí mismo. Cualquier cosa que ella dijera, cualquier actitud que asumiera, iba a significar:

“Éste es el color de su futuro”. Por fin no pude esperar más y dije: “¿Y?”. Sonreí un poco forzadamente y agregué con una voz temblona que estaba desmintiendo el chiste que pretendía ser: “¿Tiene algo que declarar?”. Dejó de mirar su cartera. Cuando levantó los ojos, presentí que el momento peor había pasado. “Ya lo sabía”, dijo. “Por eso vine a tomar café.””

octubre 23, 2012 at 3:49 pm Deja un comentario

Un proceso….

Complicado sería una palabra que me definiría totalmente, por que muchas veces no sé que estoy haciendo y a veces eso confunde lo que quiero, y eso me parece un gran error para la vida.

Sin embargo teniendo una meta muy grande en mi vida, siempre he intentado hacer lo que me gusta, pero cuando realmente quiero algo, intento con todas mis fuerzas conseguirlas, muchas veces apresurando o moviendo fichas para llegar a eso que quiero.

No puedo decir que siempre me ha dado resultados, al contrario podría decir que muchas de las cosas que hago en ese método han resultado en regaños, en resultados no esperados, o en personas que no quise perder de mi lado.  Pero por mas que intente esa ansiedad ha generado una capacidad de error que ahora me doy cuenta ha sido dañina, pero me ha permitido tener un nombre en lo profesional no por hacer las cosas mal, sino por ser diferente, por tener otros métodos y otras posibilidades de solución que ha sido mi diferencia ante los demás.

Por otro lado cuando se trata de lo personal, presionar las cosas ha sido lo peor que he hecho, pero lo he hecho con quien en verdad no quiero perder, en caso familiar, en caso sentimental y en cualquier caso, eso me ha hecho perder a quien no quiero, sabiendo que es una prioridad y lo manejo con esa forma de presionar todo, cosa que no me da buenos resultados.

No es bueno cambiar eso por que es lo que soy pero podría controlarme mas en verdad en cuanto todo esto, controlar que son muchas las variables, tiempo y procesos que deben pasar, pero la pregunta cierta es ¿como hacerlo?.  No puedo tener respuestas ciertas a eso, ni siquiera cercana por que ya las hubiera aplicado, solo sé que ese mundo que sueño, en el que soy feliz me fuerza a hacer eso, a intentar transformar la realidad en eso de manera rápida y sin tener siquiera una base para eso.

No puedo permitirme mas errores con eso, no me importa si todas las cosas se dan bien o se dan mal, solo sé que sería mejor si pudiese respetar el tiempo necesario para algunas cosas y que no todo puedo forzarlo, eso mejoraría mi estabilidad en todos los campos, por que eso si lo tengo claro, para mi lo primordial es estar bien conmigo y con los que en realidad están en mis afectos, tener esa base de estabilidad me permite rendir en todos los demás campos, pero me bastaría siendo feliz solo en ese campo, por que desde que sea feliz, el resto de las cosas… son solo añadidura.

octubre 23, 2012 at 3:36 pm Deja un comentario


Entradas recientes